93 213 68 13 info@citopatveterinaria.com
Área clientes

De entre todas las neoplasias del perro, las que se originan en la cavidad oral son las cuartas en frecuencia. Son, en general, tumores localmente agresivos pero que metastatizan con poca frecuencia, con excepción de los melanomas malignos, los sarcomas de alto grado y los carcinomas de células planas originados en las tonsilas.

Los tumores de la cavidad oral son más frecuentes en el perro que en el gato, y la incidencia es mayor en los machos que en las hembras (2.5: 1). El Cocker Spaniel, el Caniche, el Golden Retriever, Boxer y Pastor Alemán parecen tener una incidencia mayor que otras razas.

Signos clínicos

Los signos más frecuente que acompañan a una neoplasia de la cavidad oral incluyen disfagia, dificultad en la masticación, hemorragia, ptialismo, halitosis, desplazamientos o pérdidas dentales, tumefacciones faciales y polidipsia psicogénica. Según la localización pueden aparecer otros signos como exoftalmos o dolor al abrir la boca.

Tipos de neoplasia

1. Carcinoma de células planas (CCP)

Es una de las neoplasias orales más frecuentes, pudiendo presentar varias localizaciones: epitelio gingival, lingual y tonsilar. Los CCP gingivales tienen mejor pronóstico que los Melanomas Malignos o los Fibrosarcomas. Son localmente agresivos pero raramente metastatizan. Los CCP tonsilares, de aspecto grisáceo o rosado, firmes e irregulares, son también localmente invasivos pero evolucionan de forma rápida y metastatizan con facilidad a los ganglios linfáticos regionales y los pulmones. Los CCP linguales son más agresivos que los gingivales y metastatizan con mayor facilidad, aunque son raros.

 

En general, cuanto más joven es el animal mejor es el pronóstico. Los CCP de alojamiento maxilar, especialmente los rostrales, tienen también mejor pronóstico.

2. Melanoma Maligno (MM

Es la neoplasia oral más frecuente en el perro, un tumor agresivo y que metastatiza fácilmente. Clínicamente son neoplsias frecuentemente ulceradas, que se necrosan  y con un grado de pigmentación muy variable.

3. Fibrosarcoma (FS)

Es la tercera neoplasia en frecuencia y es la que tiene una edad media de aparición más baja (entorno a los 8 años). Son tumores localmente invasivos y que recurren con facilidad tras su extirpación. Clínicamente se muestran como masas de consistencia firme, aspecto plano o lobulado y casi siempre firmemente adheridos a los tejidos subyacentes. La ulceración no es una característica habitual.

Histológicamente se clasifican en FS de bajo y de alto grado. En general hay una buena correlación clínico-patológica, aunque recientemente se ha descrito un comportamiento agresivo en tumores de bajo grado en algunas razas puras, especialmente Golden Retrievers.

4. Épulis.

Los Épulis se clasifican en tres tipos: acantomatoso, fibroso y osificante. Los Épulis fibromatosos son los más frecuentes. Nacen del ligamento periodontal y son típicamente pedunculados. Los Épulis osificantes suelen tener una base más ancha, crecen de forma lenta y están calcificados. Los Épulis acantomatosos son los más invasivos del grupo, pudiendo afectar al hueso (osteolisis), por lo que el tratamiento quirúrgico debe ser más agresivo.

5. Fibroma

Se trata de una neoplasia benigna poco frecuente. Como se ha comentado antes, los fibromas de la cavidad oral deben vigilarse atentamente porque su aspecto histológico benigno no siempre se corresponde con su comportamiento.

6. Neoplasias odontogénicas.

Los tumores epiteliales odontogénicos se clasifican en dos grupos, según sean capaces de inducir reacción estromal en el tejido conectivo o no. Los Ameloblastomas y los Tumores Epiteliales Odontogénicos Calcificantes (TEOC) son no-inductivos. El Fibroma ameloblástico, el Dentinoma y el Odontoma (ameloblástico, compuesto y complejo) son inductivos.

Los tumores odontogénicos se originan en el epitelio de la lámina dental, ya sea durante el desarrollo o posteriormente, cuando quedan en forma de nidos celulares activos. El tumor más frecuente es el ameloblastoma, muy similar histológicamente al Épuli acantomatoso. El Ameloblastoma se desarrolla en el interior del hueso, es localmente invasivo y no metastatiza.

El Odontoma es una neoplasia benigna infrecuente que se origina a partir del folículo dental en las primeras fases del desarrollo dental. Son, por tanto, neoplasias propias de animales muy jóvenes. En cualquier caso, como los ameloblastomas, tienen comportamientos recurrentes, por lo que el mejor tratmiento es la cirugía amplia.

Otra entidad que se origina a partir de los nidos de epitelio dental es el Quisteiodontogénico. Aunque no entra en la clasificación de neoplasia, se acepta que se trata de lesiones potencialmente pre-neoplásicas, a partir de las cuales pueden desarrollarse tumores epiteliales malignos. Los Quistes odontogénicos son lesiones quísticas circunscritas que contienen una o más piezas dentales en su interior.

7. Papilomas orales

Inducidos por un virus (papovavirus) que afecta a cachorros y animales jóvenes, sonlesiones que remiten espontáneamente en unas ocho semanas.

Clasificación de los tumores de la cavidad oral

Neoplasia orofaríngeas Tumores odontogénicos
Epiteliales
Ameloblastoma
Ameloblastoma adenomatoide
Tumor Epitelial Odontogénico
Calcificante (TEOC)
Hamartomai
Dentinoma
OdontomaMesodérmicos
Fibromixoma
CementomaMesenquimatosos
Fibroma odontogénico

Periodontales
Epuli acantomatoso
Epuli osificante
Epuli fibromatoso

Epiteliales
Ameloblastoma
Ameloblastoma adenomatoide
Tumor Epitelial Odontogénico
Calcificante (TEOC)
Hamartoma
Dentinoma
OdontomaMesodérmicos
Fibromixoma
CementomaMesenquimatosos
Fibroma odontogénico

Periodontales
Epuli acantomatoso
Epuli osificante
Epuli fibromatoso